Otro cuento de hadas en las WSOP

Una de las cosas  más fantásticas de las World Series of Poker es que una sorpresa, una historia inesperada, está siempre a la vuelta de la esquina. En el festival de poker más grande e importante del año hay espacio para todos y, esto hay que dejarlo claro, hasta el que llega a jugar por primera vez tiene la oportunidad de hacer historia.

El 18 de junio 2.828 jugadores se anotaron para participar en el evento #32 de las WSOP, un NL Holdem de $1.500 dólares de inscripción. Kirk Caldwell estaba entre ellos pero su aventura para llegar hasta ahí había comenzado meses antes. Una noche él y su grupo de amigos decidieron cambiar su clásico cash-game casero por un Sit&Go de $300 dólares en el que el ganador iría a las WSOP a jugar un torneo y, si lograba entrar en premios, repartiría el 15% del dinero entre los otros seis integrantes del grupo.

Flashforward al 21 de junio: Kirk Caldwell está en la mesa final y su par de ochos necesita mantenerse ante el as dama de su oponente. No es un flip cualquiera. Es un flip por un brazalete y $414.918 dólares, nada mal para alguien que sólo gastó 300 dólares para llegar hasta ahí. Cinco cartas después todo está dicho y Kirk levanta el brazalete que le pertenece. No es el único que desborda de alegría en el poker room: sus seis amigos se repartirán más de cien mil dólares.

Otro día más en Las Vegas. Otro día más en las WSOP.

¿Quieres enterarte primero de todo lo que sucede en el mundo del poker? CodigoPoker te brinda la mejor información minuto a minuto en tu social media. Síguenos en Facebook, Twitter, Youtube y Google

Los comentarios están cerrados.

NOTICIAS MÁS LEIDAS Presentadas por